Colombia, el Caín de América Latina

0
1442

A Colombia, siempre se le ha señalado como el Caín de América Latina. Aunque el título es vergonzoso, una pequeña revisión del accionar internacional colombiano en momentos claves de la historia muestra a un Estado que la extrema derecha posicionó como un verdadero traidor de nuestros semejantes y vecinos.

(Lea también: Ceballos, con el agua al cuello; Cuba, reivindicada)

En contravía de nuestros intereses como nación, el gobierno de Laureano Gómez, manchado por claros tintes fascistas, envió tropas a Corea a luchar una guerra por la que no teníamos ningún interés nacional. Más adelante, Julio Cesar Turbay, recordado por su tiranía cobijada en el Estatuto de Seguridad, se opuso al final de su cuatrienio a respaldar en la Guerra de las Malvinas a Argentina. Posteriormente, en pleno siglo XXI, sin conflicto este-oeste, Uribe Vélez, votó en contravía de la región, apoyando la invasión a Irak y el envío de tropas a Afganistán.

Fiel a esa tradición de esos tres gobiernos de extrema derecha, represivos y salpicados por la sistemática violación de los derechos humanos, el gobierno de Iván Duque se abstuvo de votar la resolución de rechazo en contra del bloqueo a Cuba. El resultado fue abrumador: 184 Estados consideraron que la estrategia norteamericana es violatoria del derecho internacional y corresponde a una política anacrónica, más aún en plena pandemia, en la que tanto se propugna por mayor solidaridad y cooperación internacional.

Es importante recordar, que la posición de la administración Duque no es nueva frente a Cuba. Desde su posesión, Cuba y Venezuela se han ubicado en el espectro de las estrategias político – electorales del partido de gobierno, como la herramienta preferida de su único jefe. No es casual que fuese precisamente el mentor de Duque el creador de la expresión castrochavismo, con la que infunden pánico en la población para lograr que “salieran verracos a votar”, como lo afirmó Juan Carlos Vélez, gerente de la campaña por el NO.

(Texto relacionado: Navegando entre eufemismos y mentiras)

Frente a Cuba el manejo no solo ha sido ofensivo e irrespetuoso. También se convocaba, bajo amenaza de romper las relaciones diplomáticas, a expulsar de la isla al grupo de negociadores del ELN, con lo cual, estarían violando el protocolo suscrito por la mesa de diálogo y los países garantes. Dicho de otra manera, para Duque y su equipo, los protocolos no son de obligatorio cumplimiento, ya que fueron firmados por el gobierno anterior, como claramente lo expresó el ex alto comisionado para la paz, Miguel Ceballos. Tamaño exabrupto solo ratificó que la ignorancia y el desconocimiento de la normatividad internacional son el faro que guía el accionar del gobierno colombiano.

Recientemente, la excanciller Blum declaró “persona non grata” al primer secretario de la embajada cubana, Omar García Lazo. Las explicaciones del gobierno no fueron sólidamente argumentadas, lo que, por supuesto, condujo a una enérgica protesta por parte de la isla. No obstante que el pasquín Semana dedicó sendas páginas justificando el proceder colombiano, no convenció a nadie por fuera de esa radical extrema que nos gobierna. El hecho se sumó a la expulsión de los funcionarios rusos, con lo cual, supuestamente, se consolida un triángulo del mal que se cierne sobre la “democracia más estable de la región” – el chiste se cuenta solo –

En definitiva, la posición internacional colombiana frente a Cuba solo denota que la obsesión de hacer trizas los Acuerdos de Paz, también se reflejan en un obcecado desprecio a todos los actores que intervinieron. Una ceguera que ya tiene a Duque, al lado de Gómez, Turbay y Uribe, conformando un vergonzoso cuarteto que prefiere interpretar melodías distintas a todos sus vecinos y que hoy, hace que el mundo libre, demócrata y respetuoso de los derechos humanos nos vuelva a ver con desprecio. El desprecio que se le tiene a Caín.

(Le puede interesar: ¡Ajua! De vuelta a las cavernas)

*Héctor Galeano David, analista internacional. @hectorjgaleanod

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here