Resultados electorales en Venezuela: redituar la abstención

0
478

WP Post Author

No me detendré en las explicaciones de los resultados. Los dirigentes políticos y analistas seguramente insistirán por un tiempo en ellos. Prefiero hacerlo con la abstención que es, en mi caso, tema de atención académica.

Bandera venezolana con sombras de personas al fondo. Sobre la bandera está el texto, Voz Venezolana

Plagados de análisis – y los que faltan – están los medios y chats venezolanos como consecuencia de los resultados electorales del pasado domingo 21, los cuales deben ser leídos con detenimiento, no solo por los políticos, sino también por los ciudadanos.

(Lea también: Venezuela: el día después)

Lo ocurrido evidencia algunos elementos que, no por obvios, pueden dejar de mencionarse. El primero la reducción de votos en una tercera parte por las fuerzas del chavismo y de cerca del once por ciento por las de oposición respecto de las últimas elecciones de similar naturaleza celebradas en el país; el segundo, la reducción de gobernaciones ocupadas por esta última puesto que pasaron de ganar cinco en la última elección regional a cuatro en la de este pasado fin de semana, en contraste con el sustancial incremento de las alcaldías que regentaban – de 26 a más de 100 – y, finalmente, la abstención y su valor cero.

No me detendré en las explicaciones de los resultados. Los dirigentes políticos y analistas seguramente insistirán por un tiempo en ellos. Prefiero hacerlo con la abstención que es, en mi caso, tema de atención académica.

En el estado actual de la legislación venezolana la misma carece de valor pero, sin duda, influye en el resultado final. En efecto, ella solo lo tiene en cuanto a quórum de convocatoria y resultados, en materia de referendos, tal como lo recogen los artículos 71 al 74 de la Constitución, de tal manera que quien se abstenga en elección vota indirectamente por el ganador puesto que este triunfará cualquiera sea el número de votos que obtenga, siempre que sean mayores que el de su adversario.

(Texto relacionado: Elecciones en Venezuela)

Ante esa circunstancia, como quiera que por los próximos tres años no está prevista la realización de ningún evento electoral, salvo que se avance con un revocatorio y sus secuelas, muy bien pudieren los ciudadanos, organizaciones de la sociedad civil y partidos políticos, dedicar parte de su tiempo y pensamiento a proponer y hacer aprobar una vía que permita validar a la abstención como mecanismo de participación política, dándole valor normativo a la misma.

Si revisamos con detenimiento los resultados, en varios municipios o gobernaciones en disputa el pasado domingo, la totalidad de los candidatos elegidos no sumaron los votos de más del 50% de los electores, lo que sin duda implica un rechazo a ellos, al sistema de su selección o a sus propuestas, por solo mencionar esas tres variables. Si esa premisa es cierta, la misma debería tener consecuencias, la cual pudiere ser que, si no se alcanza determinado porcentaje de participación, ninguno salga electo, lo que originaría que deba hacerse una nueva elección con candidatos distintos y que, en ese supuesto, quien resulte ganador lo haga con el voto de la mayoría, cualquiera sea el total de abstencionistas. La decisión en referencia originaría, asimismo, una regeneración indirecta del liderazgo respectivo puesto que evitaría la presencia del eterno perdedor que ocupa espacios y es incapaz de cederlos, aun a sabiendas de sus falencias de popularidad.

Si la normativa correspondiente se discutiere y aprobare, se posibilitaría que la decisión consciente del ciudadano de no participar en una elección en señal de protesta reditúe a su favor y, a la larga, que la calidad de nuestra democracia mejore. Mientras ello no se haga, su decisión de abstenerse será simplemente aprovechada por quien más votos obtuvo.

(Le puede interesar: Venezuela: la abstención como estrategia de lucha)

*Gonzalo Oliveros Navarro, Magistrado del Tribunal Supremo de Justicia. Director de Fundación2Países @barraplural

Autor

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here