La marcha #26JElGrito fue convocada por Defendamos La Paz. Hoy va mucho más allá de este movimiento. El mensaje en defensa de los liderazgos sociales ha tenido eco a lo largo y ancho del país.

Nace un movimiento

La marcha #26JMiGritoEs fue organizada por Defendamos la Paz, un movimiento que nació en un chat de WhatsApp. En febrero, Humberto de la Calle, Juan Fernando Cristo, Iván Cepeda, Guillermo Rivera y varios congresistas, así como conocidas figuras de la sociedad civil, se dieron cita en el Centro Cultural García Márquez para expresar su preocupación por la implementación del Acuerdo de Paz. Fue un encuentro con poca planeación y sin grandes esfuerzos de convocatoria y se convirtió en toda una sorpresa. El espacio reservado se desbordó. Se publicó la primera declaración (Declaración #DefendamosLaPaz). Al salir de ese encuentro, la pregunta fue: ¿y ahora?

El chat de la paz

Así fue como Juan Fernando Cristo, Iván Cepeda y varios más tomaron la decisión de crear un chat para compartir opiniones como se hace en todo chat de WhatsApp. Poco a poco, el chat fue creciendo. De la opinión pronto se pasó a la acción. La carta al Secretario General sobre los peligros que presentaban las objeciones presidenciales a la estabilidad jurídica fue la presentación en sociedad (Carta al Secretario General).

Las cartas

De ahí en adelante fueron varias cartas más, al ELN exigiendo gestos de paz (Defendamos La paz pide cese unilateral), a la Alta Comisionada de Derechos Humanos de Naciones Unidas Michelle Bachelet denunciando los ataques a la independencia de los jueces (Defendamos La Paz pide a ONU medidas de protección para los magistrados de altas cortes), al Secretario General de la Organización de Estados Americanos Luis Almagro rechazando su declaración sobre la implementación del Acuerdo de Paz (Defendamos La Paz le contesta a Luis Almagro). También se publicaron comunicados ante coyunturas específicas (Garantías para quienes dejan las armas, Reconocemos el inmenso aporte de la ONU a la paz de Colombia, En defensa de la democracia, Los ataques a las altas cortes son un atentado contra la democracia y la soberanía de Colombia, Sigue ganando la paz en el Congreso, Gobierno sigue inventando fantasmas para hundir la JEP). Unas personas redactan los textos y luego éstos son sometidos a discusión en el chat.

Los 23 chats

El chat inicial se llenó con 256 integrantes y se creó uno nacional más. Existen 17 chats regionales (Antioquia, Barranquilla, Bogotá, Bolívar, Boyacá, Buenaventura,  Cali, Córdoba, Magdalena, Magdalena Medio, Meta, Nariño, Quindío, Putumayo, Risaralda, Santander, Valledupar) y uno internacional. También se organizaron cinco chats temáticos: comunicaciones, jóvenes, mujeres, cristianos y ambientalistas.

No son para compartir memes sino para actuar con impacto. Unas 2000 personas, que traen detrás de ellas cientos más, en tanto se trata de activistas, líderes sociales, representantes de ONGs, políticos, empresarios, discuten todos los días cómo ayudar e incidir en la implementación del Acuerdo de Paz. Es un movimiento diverso de varios colores políticos con congresistas de todas las bancadas del Sí. Aquí se encuentran independientes, liberales, polistas, verdes, Farc, los de la U, los de Cambio Radical y hasta conservadores y cristianos, para una sola cosa: defender el Acuerdo y los liderazgos sociales en los territorios. No se discute nada más. Es la regla de oro que mantiene al movimiento unido.

A lo largo del mundo, los movimientos de resistencia, pacificación o democratización que usan tecnologías mueren por la falta de liderazgos. El uso de la red social facilita la explosión y cuesta a ello darle sostenibilidad. Basta ver la experiencia de la primavera árabe. Por el contrario, en estos primeros seis meses, Defendamos la Paz ha logrado mantener la horizontalidad.

Defendamos La Paz creció tan rápido que, en junio, se decidió hacer su primer encuentro nacional para sentar las bases del movimiento (Defendamos La Paz organiza primer encuentro nacional) y esta fue la declaración que emanó de él (Defender la paz es defender la democracia)

La idea de la marcha

El video del hijo de María del Pilar Hurtado conmovió a los integrantes de Defendamos la Paz. La idea de la marcha para despertar la conciencia nacional surgió de inmediato. Pero no hubo acuerdo sobre la fecha. Algunos querían convocar para unos pocos días después y otros propusieron una marcha con un horizonte de un mes. Se eligió el 26 de julio para conmemorar un mes del asesinato de María del Pilar y se eligió la imagen de El Grito inspirada por unos trinos de unos muchachos del Atlántico. No es la primera marcha convocada por Defendamos La Paz; el 18 de marzo, se había llamado a caminar por la JEP (Convocatoria #18M)

La visita a Tierralta

Tres congresistas de Defendamos la Paz – Iván Cepeda, Roy Barreras y Antonio Sanguino – solicitaron la visita de la Comisión de Paz del Congreso a Tierralta, Córdoba, el terruño de María del Pilar. En la tierra donde reinó el paramilitarismo, fueron recibidos con una manifestación en apoyo al alcalde. Regresaron convencidos de que María del Pilar, en efecto, no solo fue una lideresa sino también tuvo la valentía de enfrentarse al alcalde. De hecho, ya se está llegando a unos cuarenta congresistas miembros del movimiento. Ellos fueron los que portaban las fotos de los líderes y las lideresas en la instalación del Congreso el 20 de julio.

La organización de la marcha

No se sabía si se lograría una convocatoria amplia. (Convocatoria #26deJulioElGrito, Diez razones más para salir a la calle el 26 de Julio, A 19 días de la marcha, otro líder social asesinado). Fueron días de discusiones y encuentros para diseñar una estrategia que permitiera sumar a la sociedad civil, los partidos políticos, los órganos de control, la Iglesia y los medios. Los miembros de Defendamos se dividieron visitas a solicitar apoyos. Redepaz y Viva la Ciudadanía asumieron las responsabilidades de logística. Fue un trabajo gigantesco. Habrá movilización en 132 ciudades. (Programación de la marcha #26JMiGritoEs). El éxito ha sido tal que hasta el Gobierno se ha visto obligado a marchar. Defendamos La Paz entiende la presencia del Presidente Duque como un compromiso al cual deberá responder con hechos concretos en defensa de los líderes y las lideresas.

La visita en Washington

Defendamos la Paz viajó a Washington para hablar con representantes del gobierno, de organismos internacionales, congresistas y asesores y la comunidad colombiana. El movimiento fue presentado en un evento del Instituto de Paz de Estados Unidos, que se puede ver aquí Presentación internacional de Defendamos La Paz. Donde íbamos fuimos cuestionados por la situación de los líderes y las lideresas sociales. Se trata del problema de derechos humanos más grave y urgente, uno que está haciendo mella en el entorno internacional. Nos sorprendió saber que figuras prominentes en la política de Estados Unidos conocían esta situación. También notamos una notoria preocupación con el posible resurgimiento de los “falsos positivos” y las recientes promociones de los militares.

Las comunicaciones

Un movimiento de estas características necesita un grupo de comunicaciones dedicado a hacer puentes entre los chats. Yiya Gómez de Viva la Ciudadanía y Maricela Londoño de la ONIC se han puesto sobre los hombros esa tarea. Gloria Arias, columnista de El Espectador, juega un papel fundamental. Mauricio Rodríguez consiguió una conmovedor video realizado por Francisco Samper y Carlos Rodríguez, directivos de MullenLowe. Este grupo se encargó de poner en pantalla, en las ondas y en tinta a los líderes y lideresas sociales que se han visto en los medios en los últimos días. Jesús Abad Colorado es nuestro fotógrafo de cabecera.

El ágape de Patricia y la proclama de Héctor

Patricia Lara, una gran activista del chat, se decidió a sacar a Defendamos del mundo virtual al real e invitó a su casa en Sasaima. Más de 50 personas se dieron cita allí para verse las caras y discutir acciones para el futuro.

Defendamos decidió que la declaración de la marcha debía ser redactada por una figura literaria. Héctor Abad Faciolince asumió el reto. Esta proclama se leerá hoy en todos los actos dentro y fuera del país (Proclama por los lideres y las lideresas).

En este movimiento, todos trabajamos. Gracias a todos y a todas y a cada uno.

Laura Gil, @lauraggils, miembro de Defendamos La Paz

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here